Los responsables de la Ludopatía

 

La ludopatía es una enfermedad cruel y silenciosa donde el enfermo  y en ocasiones su familia la ocultan y se  avergüenzan; a veces llamarlo vicio le quita hierro y a veces por puro desconocimiento de lo que implica un ADICCIÓN.

 

Día a día en terapia, trabajo para que estas personas asuman la responsabilidad de su enfermedad; que no echen balones fuera de sus problemas. El ludópata decidió una y otra vez caer en el pozo. Es cierto que ellos son los que tienen que pedir ayuda. Y que la familia tiene que dejar que ellos en un tiempo tomen las riendas de su vida.

La terapia enseña a cambiar una culpabilidad inmovilizadora por la responsabilidad.

 Y es este mensaje ;el que la industria del juego utiliza como argumento para expulsar su propia responsabilidad sobre esta enfermedad.

 

El problema del juego es que NO es una sustancia nociva en sí misma. El juego puede ser un entreteniendo agradable por sí mismo.  No todas las personas que juegan o incluso abusan del juego van a desarrollar ludopatía.

 

Pero no es una sustancia inocua; el juego sobre todo el que tiene alguna inversión económica, incentiva una cadena de estimulo-respuesta muy estudiada que provoca el deseo de seguir jugando. Esto para la mayoría de la población sólo implica que seguramente gastaran algo más de lo que habían pensado.(Como todo producto que se consume). Pero a la persona tendente a sufrir esta enfermedad este circuito tan estudiado va a hacerle polvo. 

No hay más que ver como en los nuevos juegos, en unos meses se puede a llegar a un nivel extremo de conducta problemática (estafa y robo). Esto es por la inmediatez; la accesibilidad; el incremento de la oferta.

 

No se trata de culpar a la industria del juego del problema de la ludopatía. Tengo que decir que dentro de esta industria hay personas que respetan las normas y se preocupan porque los usuarios la usen de una manera correcta. Pero lamentablemente también hay personas que se vendan los ojos ante un problema tan acuciante.

No es responsabilidad de los operadores de juego solucionar los problemas de una persona que sufre una adicción al juego. Entendemos que esto es un negocio y que además no pueden discernir con total claridad quien sufre un problema o quién está quién está abusando de juego o gastando mucho dinero.

Lo que sí está claro es que la publicidad llega ser hasta indecente. Una publicidad donde se vende que la felicidad se compra en forma de boletos, de números, de apuestas.  Se promete que la soledad se va a eliminar jugando. Si es responsabilidad de los operadores de juego no permitir la entrada de menores a sus salas. Son ellos los que contratan a ídolos de la juventud y propagan que apoyar a un equipo deportivo es apostar económicamente por el. O algunos dueños de máquinas tragaperras que adelantan dinero a sus clientes constantemente.

ludopatia

La viva imagen de la socialización y alegría…; cuanta gente junta y aislada.

Hace muy poco escuche a la directora de una sala de Bingo decir que ella no había visto nunca a un ludópata en sus salas. Habría que preguntarle también ¿considera pasar todas las tardes de lunes a viernes horas aislada en una mesa una diversión social? ¿Esos 20€ diarios (que es la media que se dice que se gastan)es soportable en una economía de una familia de barrio?

Imagino que muchas personas necesitan taparse los ojos ante esta realidad porque resulta demasiado dolorosa. Es más fácil “culpar” al otro de sus desgracias que asumir la parte de responsabilidad que nos toca.

Cuando tratamos de explicar la responsabilidad que puede llegar a tener los operadores de juego siempre se nos tacha de querer prohibir. Se nos acusa de ser muy paternalistas. Se dice que el problema no viene de la oferta sino de cómo se recoge la demanda. 

Nosotros enseñamos a los familiares a que se eliminen esta culpabilidad. Se sienten responsables de haberles cubierto las deudas. Se sienten mal por no haberlo detectado antes y esto no es justo. Les enseñamos cómo pueden ayudarles y que el ludópata tiene que ser responsable su vida. Lo que hacemos es señalarle algunas conductas que pueden cambiar para ayudar a este familiar enfermo.

Por eso le pedimos ayuda a la propia industria del juego. No queremos prohibir queremos más metodos de control y ayuda. No se trata de culpar; se trata de asumir su parte de responsabilidad. La ludopatía es una enfermedad mental y el juego tiene un componente adictivo en sí mismo. No se venden caramelos y hay que ser consciente de que algunas personas van a destrozarse a causa de esto. 

Quejarse… ¡Si! Pero ¿Como? Por Sonia Cervantes.

Para leer el blog completo entra en http://www.soniacervantes.com/?p=723

“Déjame decirte de entrada que siempre he sido un poco quejica, o eso me han dicho las personas más cercanas a mí. Digo he sido porque, como en otras tantas cosas, intento cambiar y mejorar constantemente; si no me aburro de mí misma y además ya puedo ir cerrando el chiringuito si no me aplico lo que les digo a mis pacientes, ¡estaríamos listos!. Este artículo pretende ser una defensa a los quejicas pero con medida. Me explico, tienes derecho a quejarte pero se deben cumplir las siguientes premisas fundamentales para que esa queja sea productiva y no cansina e inútil:
El lenguaje utilizado debe ser lo más asertivo posible: que no te guste algo y que decidas comunicarlo está bien, que los demás tengan que aguantar malas maneras o tu enfado, no tanto. Huye del “cállate no la vayas a liar” que te empuja a no expresar lo que te disgusta, pero encamínate hacia un “Ni te calles ni la líes”.

 
Esa queja debe ser el inicio del cambio si es algo que está en tus manos cambiar o de la aceptación si no depende de ti y no puede modificarse (ahí el esfuerzo estará en cambiar la actitud que tengas hacia lo que no te gusta).

De hecho, no quejarse nunca puede acarrear serios problemas sobre tu estabilidad emocional e incluso sobre tu salud. Quien se lo calla todo, sobretodo lo que no le gusta, acaba explotando. Es en este sentido que hago una distinción entre dos tipos de personas: las géisers y las Krakatoa. Un géiser es un tipo especial de fuente termal que emite periódicamente una columna de agua caliente y de vapor al aire, de modo que de forma continuada va liberando cierta carga interna. Por otro lado tenemos a Krakatoa, que es el nombre que se usa para designar a un archipiélago de islas situadas en el estrecho de Sonda, entra Java y Sumatra; pero también es el nombre que recibe un volcán que entró en erupción en mayo de 1883 y causó una explosión cataclísmica que se cargó una isla entera en pedazos. Utilizando la metáfora, tendríamos dos estilos de actuación:

ESTILO GÉISER

Procuras expresarte de forma asertiva y sin herir los sentimientos de los demás, pero te expresas y eso está bien

Vas soltando presión, eres de los que no se aguanta lo que piensa ni se calla lo que no le gusta

ADVERTENCIA PARA GÉISERS:

De vez en cuando es mejor observar, analizar, ver qué se puede cambiar y entrar en acción sin desprender mucha agua ni vapor

Es bueno soltar la presión, pero hacerlo de forma continuada te puede acabar convirtiendo en el mismísimo “pitufo gruñón”

Utiliza la energía interna que posees para liberar presión para encaminarte a la acción

ESTILO KRAKATOA
Sueles permanecer en silencio demasiado tiempo, sin expresar lo que realmente sientes sobretodo cuando te disgusta o desagrada

Crees ser un pozo sin fondo capaz de aguantarlo todo pero, créeme, tienes un límite. ¿Cómo pretendes llenar una botella de 1,5 litros de agua sin que se derrame una sola gota cuando llevas 6 litros de carga en el depósito?

Ahora bien, cuando entras en erupción ya se puede evacuar todo ser viviente a un radio de 5 quilómetros a la redonda: arrasas

ADVERTENCIA PARA KRAKATOAS:

No te calles por miedo a liarla, expresa lo que sientes y lo que te disgusta con una comunicación positiva

Eres lo que tradicionalmente se llama el estilo pasivo-agresivo de comunicación: callas y te callas, aguantas y aguantas hasta que…¡entras en erupción!

Recuerda que tienes todo el derecho a quejarte pero los que están a tu alrededor tienen el derecho a no permitirte que les quemes con tu lava.”

 

Divorcio con hijos ( escrito por El templo de Salomon )

Los expertos estaban convencidos de que sabían de lo que hablaban. A la persona con problemas matrimoniales le aconsejaban: “Usted tiene que pensar en su propia felicidad. No se preocupe por los niños; ellos se adaptan. Les resulta más fácil asimilar el divorcio que vivir con ambos padres cuando estos no se soportan”. Sin embargo, algunos consejeros que […]

a través de Divorcio — El templo de Salomón

¿Es caro ir al psicólogo?

Blog de Psicología

Se suele decir que acudir al psicólogo es caro, la realidad es que el precio depende del tiempo que necesite cada paciente en la terapia. Actualmente existen móviles y smartphones más caros que ir al psicólogo y nadie se cuestiona su compra, ¿recuperar el control de los pensamientos y de las emociones es caro?

Lo primero que suele venirle a la cabeza a un gran número de personas al hablar de acudir al psicólogo es la desconfianza. Parece que cada uno de nosotros sabemos ya bastante sobre las personas, el comportamiento y las emociones para aceptar que necesitamos ayuda de un profesional de la salud.

Hay más de 6000 millones de opiniones sobre la vida y las personas, pero sólo una única psicología. La psicología está basada en la demostración científica de sus tratamientos y técnicas, no en las opiniones personales o comportamientos de los psicólogos.

13233422_1253743037984260_1363340892_n

El objetivo principal de la psicoterapia es conseguir un…

Ver la entrada original 272 palabras más